tipos-de-ciberataques-mas-comunes (1)

Tipos de ciberataques más comunes

Aitana Soluciones ERP y CRM Microsoft Leave a Comment

Cada vez hay más tipos de ciberataques y su nivel de peligrosidad y sofisticación no para de crecer. Es evidente que, en un mundo tan digitalizado como el nuestro, representan un peligro muy real para la seguridad de las empresas.

Ni las grandes corporaciones ni las PYME están libres de los ataques informáticos. Es más, unas y otras son las víctimas preferidas de los ciberdelincuentes. Así, algunos de los ataques informáticos más famosos fueron los que sufrió la web de contactos Ashley Madison en 2015 o los daños causados por el virus WannaCry a compañías como Telefónica o Iberdrola.

Los tipos de ciberataques en cifras

  1. Las estafas online son uno de los tipos de ciberataques más frecuentes tras la crisis del coronavirus. De hecho, los ataques de phishing han aumentado un 400% desde marzo de 2020.
  2. 2022 es un año crítico para los ciberataques, según afirman más de 3.000 responsables de ciberseguridad que han participado en el informe Digital Trust Survey 2022. De hecho, el 70% de las empresas españolas prevé aumentar sus inversiones en ciberseguridad este año.
  3. El ransomware es uno de los tipos de ciberataques que más preocupan tanto al sector público como al privado. No en vano, solo en nuestro país, su coste medio en 2021 fue de 105.655€.
  4. Los diversos tipos de ataques informáticos ocurren con más frecuencia en España. Así, solo en 2021, fuimos el país que más ciberataques sufrió: nada menos que 51 millones de operaciones maliciosas según recoge el último informe de ESET. Nos siguen de lejos Italia (25.000 millones), Francia (21.000 millones) y Alemania (19.000 millones).
  5. Los troyanos bancarios son uno de los tipos de ataques informáticos que más han crecido en los últimos meses, habiéndose multiplicado un 428%. Una vez más, España lidera el ranking de países azotados por tales ciberataques.

Tipos de ataques informáticos más comunes

Phishing: Uno de los ataques informáticos más famosos

Los tipos de ciberataques conocidos como phishing engañan al usuario para robar datos suplantando la identidad de personas o empresas de renombre. Modalidades del mismo son el spear phishing (el dirigido a los trabajadores) y el whaling (cuando ataca a los directivos).

Ransomware

Es un software malicioso que extorsiona a la víctima mediante el secuestro de sus archivos, bases de datos o dispositivos y le exige un rescate para su liberación. Sin duda, se trata de uno de los tipos de ataques informáticos más temidos por las empresas.

Troyanos

Es el malware que instalamos en nuestro dispositivo creyendo que se trata de software legal. Una vez que acceden al sistema, los ciberdelincuentes pueden interrumpir su funcionamiento o hacer lo que deseen con los datos en el almacenado.

Virus

Es un software malicioso que, al igual que los virus biológicos, es capaz de autorreproducirse en el dispositivo infectado. Cuando puede pasar autónomamente de un sistema a otro recibe el nombre de gusano.

Spyware: uno de los tipos de ataques informáticos más habituales

Este malware realiza funciones de espionaje instalándose en el ordenador para recopilar información (direcciones de email, contraseñas, números de tarjetas de crédito…).

Así afectan los ciberataques a las empresas

  1. Pérdida de información valiosa. No es de extrañar que los ataques informáticos más famosos (y temidos) sean aquellos que borran o se apropian de datos tan sensibles como las patentes industriales o las contraseñas bancarias.
  2. Daño a la reputación de la empresa. Los ciberataques ponen en evidencia la vulnerabilidad de tu negocio, dañando severamente la imagen que este proyecta en clientes, empleados y proveedores.
  3. Posibles reclamaciones de terceros. Aquellas personas que se sientan perjudicadas por los ciberataques que sufra tu empresa no dudarán en interponer las pertinentes acciones de responsabilidad civil con la consiguiente merma económica para tu negocio. Particularmente sangrantes son las indemnizaciones derivadas de infringir el reglamento general de Protección de Datos.
  4. Interrupción de actividad. Lamerse las heridas tras ser víctima de los diversos tipos de ataques informáticos lleva tiempo… y una paralización de tu negocio. Es fácil imaginar el daño económico y la mala imagen que ello genera, ¿verdad?
  5. Sobrecostes derivados de la reparación del daño. Cualquier experto en ciberseguridad sabe que reparar las consecuencias de un ataque informático siempre es más caro que prevenirlo. Tales actividades conllevan: limpiar el sistema infectado, restaurar los archivos dañados y, en ocasiones, ceder a las ciber extorsiones.

Tu empresa necesita la tecnología para crecer. Mantenerla a salvo de todos los tipos de ataques informáticos es tan fácil como apostar por la ciberseguridad de la mano de Microsoft 365 Defender. Es por ello que, en el webinar que hicimos el pasado 30 de junio, te mostramos algunas de sus funciones más interesantes (gestión centralizada, protección de última generación, configuración del cliente simplificada…).

Definitivamente, todo lo que necesita tu empresa para despreocuparse de los múltiples tipos de ciberataques es saber cómo reforzar la seguridad de Microsoft 365. ¿Aún no estás aprovechando la protección que te brinda Microsoft 365 Defender?

Consulta tus dudas sin compromiso
(o deja un comentario más abajo)


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *